Presentación

Energía en el corazón de la competitividad industrial

 

¿Por qué una estrategia energética?

Los precios de la energía están aumentando. La energía se está convirtiendo en uno de los mayores gastos operativos para el sector industrial. No obstante, las reducciones de costes derivadas del ahorro energético inciden directamente sobre los beneficios y la competitividad del sector industrial. Además, la legislación está cambiando y se ha vuelto más restrictiva.

La nueva normativa, que incluye las auditorías obligatorias para las compañías industriales, se aplicará en 2015. La Norma ISO 50001 ofrece un nuevo marco lleno de oportunidades para que el sector industrial gestione y mejore su responsabilidad social y controle su consumo energético.

Por último, la aplicación de una política de gestión energética representa un proyecto corporativo compatible con los programas de sostenibilidad del sector industrial.